Conecta con nosotros

Salud

¿Los orgasmos nos pueden provocar dolor de cabeza?

Publicado el

Las cefaleas primarias relacionadas con la actividad sexual afectan en el 80 % de los casos a hombres. En un 75 % de las ocasiones se trata de cefaleas orgásmicas, caracterizadas por ser dolores de cabeza muy intensos y repentinos que ocurren justo durante el orgasmo, mientras que un 25 % corresponden a cefaleas preorgásmicas, identificables por un dolor sordo en la cabeza.

Los dolores de cabeza afectan a casi todo el mundo en algún momento de su vida. Las cefaleas recurrentes afectan a aproximadamente al 10 % de las personas, y varían ampliamente en su intensidad y en la gravedad de las condiciones subyacentes que los causan.

La mayoría de los dolores de cabeza ocurren porque las estructuras específicas sensibles al dolor en o alrededor de la cabeza están sobreestimuladas o dañadas. Algunas de estas estructuras se encuentran dentro del cráneo o intracraneales; el resto se encuentra en los tejidos que rodean o cubren el cráneo, o extracraneales.

Un dolor de cabeza intracraneal es el resultado de la dilatación de los vasos sanguíneos arteriales en la base del cerebro causada por un aumento temporal del suministro de sangre. Un dolor de cabeza intracraneal puede resultar como consecuencia de una fiebre, una resaca o un ataque severo y repentino de presión arterial alta.

En definitiva, el dolor de cabeza puede estar provocado por múltiples motivos. Y uno de ellos es la actividad sexual. A continuación, repasamos cinco datos sobre la cefalea y el sexo que tal vez desconocías.

1. Según la Sociedad Española de Neurología (SEN), en raras ocasiones la actividad sexual por sí misma puede desencadenar dolor de cabeza sin que exista ninguna causa aparente que lo justifique. Según datos manejados por la SEN, este fenómeno puede ocurrir en algún momento de la vida hasta en un 1% de la población.

2. Las cefaleas primarias relacionadas con la actividad sexual afectan en el 80 % de los casos a hombres. En un 75 % de las ocasiones se trata de cefaleas orgásmicas, caracterizadas por ser dolores de cabeza muy intensos y repentinos que ocurren justo durante el orgasmo, mientras que un 25 % corresponden a cefaleas preorgásmicas, identificables por un dolor sordo en la cabeza y el cuello asociado a contracción de los músculos del cuello o la mandíbula, que se desarrolla gradualmente durante la actividad sexual y aumenta con la excitación.

Continue Reading
Click para comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Copyright © 2017 El Canillita Digital.